Pastel de patata con jamón y queso (pastel de papas)

Pastel de patata con jamón y queso (pastel de papas)

Hoy os traigo una receta de pastel de patata con jamón y queso, también llamado pastel de papas. Se trata de una receta de pastel salado muy fácil de preparar y que queda con un sabor muy rico.

Este pastel de patatas va relleno de jamón y queso, unos ingredientes muy sabrosos que combinan muy bien con la patata.

Además, a este pastel de patata le vamos a poner una mezcla de huevos, nata y leche, que compactará el pastel y dará un toque muy jugoso y sabroso a las patatas.

VÍDEO-RECETA

INGREDIENTES
(para 4 personas)

  • 4 patatas medianas
  • 6 lonchas de jamón cocido
  • 150 gramos de queso para fundir
  • 2 huevos
  • 200 mililitros de nata para cocinar
  • 100 mililitros de leche
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite de oliva
Ingredientes para el pastel de patata con jamón y queso
Ingredientes para el pastel de patata con jamón y queso

ELABORACIÓN

Comenzamos esta receta pelando las patatas y cortándolas en rodajas finas.

Colocamos las rodajas de patata en una fuente, las salpimentamos, las ponemos un chorrito de aceite de oliva y comenzamos a montar el pastel.

En un recipiente (o molde) cuadrado vamos colocando rodajas de patata cubriendo la base. En este primer piso del pastel vamos a poner dos capas de patata.

Poniendo rodajas de patata en la base
Poniendo rodajas de patata en la base

Seguidamente, sobre las patatas, colocamos tres lonchas de jamón cocido, y sobre éste colocamos de nuevo una capa de patatas.

Poniendo una capa de patata sobre el jamón cocido
Poniendo una capa de patata sobre el jamón cocido

A continuación ponemos una capa de queso y la tapamos de nuevo con otra capa de patata.

Colocando una capa de patata sobre el queso
Colocando una capa de patata sobre el queso

Sobre esta capa de patata vamos a poner otras tres lonchas de jamón cocido.

Y terminamos el pastel poniendo una última capa de patata, para la que utilizaremos todas las patatas que nos queden.

Ahora, en un plato hondo, batimos los dos huevos y añadimos la nata y la leche, integrando bien estos tres ingredientes. Seguidamente añadimos esta mezcla sobre el pastel de patata ya montado.

Poniendo la mezcla de huevos, nata y leche sobre el pastel de patata
Poniendo la mezcla de huevos, nata y leche sobre el pastel de patata

A continuación llevamos el pastel al horno, que lo tendremos precalentado a 180 ºC, y lo dejaremos que se hornee durante una hora. El pastel de patata estará listo cuando la mezcla de nata, huevos y leche se haya cuajado, y cuando las patatas estén tiernas.

Tras una hora en el horno sacamos el pastel y comprobamos que las patatas estén blandas.

Pastel de patata horneado
Pastel de patata horneado

Por último sólo nos queda gratinar la parte superior de nuestro pastel. Para ello ponemos el horno en función de gratinado, añadimos abundante queso sobre el pastel y lo metemos al horno hasta que se gratine.

Pastel de patata listo para comer
Pastel de patata listo para comer

Cuando nuestro pastel de patata esté bien gratinado lo sacamos del horno, lo dejamos enfriar unos minutos y seguidamente lo llevamos a la mesa para comerlo recién hecho.

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos con asterisco (*) son obligatorios.