Tarta de piña con leche condensada

Tarta de piña con leche condensada

Esta receta de tarta de piña con leche condensada es una receta de tarta fácil y rápida de preparar, elaborada con unos ingredientes sencillos y cotidianos que hacen que quede deliciosa.

La tarta de piña con leche condensada queda con un sabor muy especial; y gracias a la leche condensada y al jugo de piña nos queda un bizcocho húmedo y jugoso.

VÍDEO-RECETA

INGREDIENTES
(para 8 personas)

  • 250 gramos de harina de trigo
  • 3 huevos
  • 6 rodajas de piña en su jugo
  • 100 mililitros de jugo de piña
  • 200 gramos de leche condensada
  • 100 mililitros de aceite
  • 1 sobre de levadura química (o polvo para hornear) de unos 15-16 gramos
Ingredientes para la tarta de piña con leche condensada
Ingredientes para la tarta de piña con leche condensada

ELABORACIÓN

En un bol amplio añadimos los huevos y la leche condensada, y los batimos juntos.

Una vez hecho ésto agregamos el aceite y el jugo de piña, e integramos bien los ingredientes.

A continuación tamizamos juntas la harina y la levadura química (o polvo para hornear). Para el tamizado podemos utilizar un colador, como os muestro en la siguiente foto:

Tamizando la harina y la levadura sobre la masa
Tamizando la harina y la levadura sobre la masa

Integramos la harina en la masa hasta que no quede ningún grumo… Y ya tenemos preparada la masa para nuestra tarta con leche condensada.

Masa para la tarta de piña con leche condensada
Masa para la tarta de piña con leche condensada

A continuación ponemos la masa que acabamos de preparar en un molde amplio. En mi caso estoy utilizando un molde redondo de 23 centímetros de diámetro.

Colocamos las rodajas de piña sobre la superficie de la masa y llevamos la tarta al horno, precalentado a 180 ºC, con calor arriba y abajo durante 40-50 minutos.

Tarta de piña con leche condensada antes de hornear
Tarta de piña con leche condensada antes de hornear

Cuando la tarta esté bien horneada, la sacamos del horno y la dejamos reposar 10 minutos dentro del molde.

Tarta de piña con leche condensada recién horneada
Tarta de piña con leche condensada recién horneada

Tras los 10 minutos de reposo, desmoldamos la tarta y la dejamos enfriar por completo sobre una rejilla.

Tarta de piña con leche condensada
Tarta de piña con leche condensada

Una vez que nuestra tarta de piña con leche condensada esté bien fría, si queremos, ya podemos cortarnos un buen trozo y disfrutar de todo su sabor. !Qué aproveche!

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos con asterisco (*) son obligatorios.