Cómo hacer MERMELADA DE CEREZA casera

Cómo hacer MERMELADA DE CEREZA casera

Estamos en plena temporada de cerezas, y por ello en el mercado las encontramos a un precio bastante económico. Como es una fruta que me gusta mucho, he decidido preparar una rica mermelada de cereza casera. Una mermelada muy fácil de preparar en casa y con un resultado increíble.

Mermelada de cereza casera
Mermelada de cereza casera

Como es obvio, la mermelada casera es un producto mucho más natural que la comercial, ya que se trata de una mermelada sin conservantes, sin colorantes y sin aditivos. También podemos adecuar la cantidad de azúcar a nuestro gusto. La proporción habitual de azúcar para elaborar mermelada casera es de medio kilo de azúcar por cada kilo de fruta. Aunque, dependiendo del tipo de fruta que utilicemos y de su punto de madurez, podremos añadir más o menos cantidad de azúcar a nuestra mermelada.

Ingredientes de la receta

  • Cerezas (1 kg)
  • Azúcar (400 g)
  • Zumo de medio limón

(*) Si lo necesitas, puedes consultar las tablas de medidas y equivalencias en cocina y repostería.

Elaboración de la receta

Comenzamos esta receta lavando y deshuesando 1 kilo de cerezas. Cortamos las cerezas a la mitad y retiramos el hueso. Esta es la parte más entretenida de la receta. Para este proceso podéis utilizar guantes, ya que las manos se quedan tintadas por el jugo de las cerezas.

Deshuesando las cerezas
Deshuesando las cerezas

Una vez que hayamos deshuesado las cerezas, las ponemos en una olla al fuego, junto con 400 gramos de azúcar y el zumo de medio limón. Cocinamos a fuego alto durante unos minutos. Poco a poco las cerezas soltarán sus jugos y se irán ablandando. El zumo de limón ayudará a que la mermelada se conserve mejor y le aportará pectina, lo que ayudará a que nuestra mermelada espese.

Preparando la mermelada de cereza
Preparando la mermelada de cereza

Pasados unos minutos, cuando los jugos hierban fuertemente y se haya formado una espuma en la superficie, bajamos la intensidad del fuego, a fuego medio-bajo, y dejamos que se vaya formando nuestra mermelada. Cocinamos removiendo de vez en cuando.

Mermelada de cereza hirviendo
Mermelada de cereza hirviendo

Tras 30 minutos los jugos habrán reducido bastante y las cerezas estarán muy blandas. Las troceamos ligeramente con la ayuda de la espátula. En mi caso me gusta que se noten los trozos de fruta. Si no es vuestro caso, en este punto podéis triturar la mermelada con la ayuda de una batidora.

Mermelada a los 30 minutos de cocinado
Mermelada a los 30 minutos de cocinado

Pasados 10 minutos más, 40 minutos de cocinado en total, ya tenemos nuestra mermelada de cereza terminada. Ha quedado bien reducida y espesa. Apagamos el fuego y retiramos la olla.

Mermelada de cereza terminada
Mermelada de cereza terminada

De inmediato distribuimos la mermelada en un par de botes de cristal, cerramos bien la tapa y volteamos el bote. Al voltear el bote conseguimos que se haga el vacío y que nuestra mermelada se conserve por más tiempo. Dejamos que la mermelada se enfríe completamente y, una vez fría, la reservamos en la nevera. En frio, se conservará en perfecto estado durante dos o tres semanas.

Envasando la mermelada de cereza casera
Envasando la mermelada de cereza casera

Una vez fría ya tenemos nuestra mermelada de cereza casera lista para comer. Es perfecta para untar en una rebanada de pan o para elaborar algún postre.

Mermelada de cereza casera lista para comer
Mermelada de cereza casera lista para comer

A continuación podéis ver el vídeo de esta receta.

Vídeo-receta

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos con asterisco (*) son obligatorios.