Las Albóndigas con Tomate más tiernas y jugosas

Las Albóndigas con Tomate más tiernas y jugosas

Hoy os traigo una receta de albóndigas espectacular. Se trata de unas albóndigas con tomate que quedan muy jugosas y con un delicioso sabor. Además es una receta de albóndigas muy fácil de preparar.

Para elaborar unas albóndigas con tomate “de diez” vamos a utilizar una buena mezcla de carne picada. En mi caso prefiero comprar la carne en una carnicería y que me la piquen al momento. Además me gusta utilizar una mezcla de carne de cerdo y carne de ternera, porque quedan unas albóndigas más jugosas; aunque también se pueden hacer solo con carne de cerdo, solo con carne de ternera o incluso con carne de pollo.

Otro punto importante, para que nuestras albóndigas estén de diez, es cocinarlas en una mezcla de tomate con verduras. De este modo las albóndigas quedarán impregnadas de todo el sabor del tomate y las verduras, resultando unas albóndigas muy tiernas y jugosas.

Os animo a que preparéis esta receta de albóndigas con tomate y, para tener una comida más completa, las podéis acompañar con: pasta, patatas fritas, puré de patatas, arroz, quinoa o una ensalada.

Ingredientes de la receta

  • 500 gramos de carne picada (mitad de cerdo y mitad de ternera)
  • 800 gramos de tomate natural triturado (enlatado)
  • Medio diente de ajo
  • Perejil
  • 1 huevo
  • Sal
  • Pimienta
  • Azúcar
  • 1 cebolla
  • 1 zanahoria
  • Medio diente de ajo

Elaboración de la receta

Comenzamos esta receta aliñando la carne picada. Para ello ponemos la carne en un bol y añadimos sal, pimienta, medio diente de ajo picado (bien pequeño), un poco de perejil picado y un huevo. Lo mezclamos todo bien, hasta que todos los ingredientes estén bien integrados.

Aliñando la carne para hacer albóndigas
Aliñando la carne para hacer albóndigas

En este punto podemos dejar reposar la mezcla unas horas en la nevera o bien comenzar a formar las albóndigas. Con una cucharilla cogemos un poco de carne, formamos una bola entre las palmas de las manos y la pasamos por harina. Haremos lo mismo hasta terminar de formar todas las albóndigas.

Formando las albóndigas
Formando las albóndigas

Una vez que hayamos formado todas las albóndigas, las freímos en una sartén al fuego, con un poco de aceite caliente.

Friendo las albóndigas
Friendo las albóndigas

Cuando las albóndigas estén doradas, las sacamos a un plato y las reservamos. En mi caso he frito las albóndigas en dos tandas, ya que con esta cantidad de carne me han salido 20 albóndigas. Seguidamente, en la misma sartén en la que hemos frito las albóndigas, añadimos la cebolla cortada en tiras finas. Salpimentamos la cebolla, añadimos medio diente de ajo picado y dejamos que la cebolla se rehogue y se ablande. En el momento en el que la cebolla esté tierna y dorada, añadimos a la misma sartén la zanahoria cortada en pequeños cubos. Rehogamos las verduras durante un par de minutos y vertemos el tomate triturado. Añadimos sal y una cucharadita de azúcar al tomate, y dejamos que este se cocine junto con las verduras durante 15 minutos. Pasado este tiempo ponemos las albóndigas fritas de nuevo en la sartén y dejamos que se cocinen con el tomate durante otros 15 minutos más. Durante este tiempo debemos vigilar las albóndigas para que no se peguen: bajamos la intensidad del fuego, a fuego medio, y las removemos de vez en cuando.

Cocinando las albóndigas en la salsa de tomate
Cocinando las albóndigas en la salsa de tomate

Pasados los 15 minutos de cocción ya tendremos nuestras albóndigas con tomate terminadas. Apartamos la sartén del fuego y dejamos reposar nuestras albóndigas antes de comerlas.

Albóndigas con tomate
Albóndigas con tomate

En esta ocasión he cocido unos tallarines para acompañar las albóndigas con tomate; un acompañamiento rico, sencillo y equilibrado.

A continuación os dejo el vídeo de esta receta.

Vídeo-receta

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos con asterisco (*) son obligatorios.